viernes, 13 de septiembre de 2013

     Es una locura odiar a todas las rosas porque una te pinchó. Renunciar a todos tus sueños porque  uno de ellos no se realizó.


No hay comentarios: